6 claves para dar el Sí quiero a una boda de invierno

Déjame adivinar te ronda la cabeza la idea de casarte en invierno pero cada vez que se lo comentas a tus amigas o a algún familiar te intentan convencer de que cambies de idea.

Que si son más sosas que las bodas de verano, que si hará demasiado frío para las fotos… Y al final acabas de los nervios, dudando y ya no sabes que fecha elegir.

¿Pues sabes que? Que puede que tengan razón, o no, eso dependerá de ti (y de tu pareja) porque siempre habrá gente a la que le parezca una fecha muy rara y otra tanta que estará encantada por estos motivos que te voy a contar.

Atenta porque te vas a quedar helada.

1. Cada vez son más las parejas que se alejan de las fechas comunes

Quizá una boda de invierno no era tu idea inicial o puede que no le encontraras ningún sentido, hasta que una mañana te levantaste pensando que no querías que tu boda fuera una más del montón y empezaste a investigar.

Imagina casarte en un sitio super acogedor, con un salón con chimenea, una estola de piel sobre tu vestido y fotos de boda en la nieve.

¿Todavía te lo estás pensando?

El invierno es la primera época en la que piensan muy pocas parejas cuando empiezan a planear su boda. Pero lo cierto es que hay lugares espectaculares que se prestan a ello. Imagínate una masía en la montaña rodeada de nieve.

Seguro que alguien te dice; “Y qué vas a hacer todo en un espacio cerrado?”. A no ser que quieras matar a alguien de una pulmonía, la respuesta es sí.

Piensa en un restaurante rural en medio de la montaña o en un mirador en el piso más alto de un hotel, con la calefacción a tope, una decoración cálida y a media luz y las mesas vestidas con detalles de invierno como esta:

Boda de invierno
Lo más importante de todo y que no te tiene que hacer dudar, es que, quien se casa sois vosotros. Por lo tanto tenéis que buscar la fecha que más os guste a ambos y preparar esa boda con la que siempre soñasteis y no con la que sueñan los demás.

Si no, que se casen ellos ¿no?

2. ¿Y SI CASARTE EN INVIERNO ES TU ÚNICA ALTERNATIVA?

Hay parejas que se decanta por las bodas de invierno porque no les queda otra.

No se si será vuestro caso pero, imagínate esa gente que trabaja en hostelería. El verano es temporada ultra alta y hay muchas empresas que no dan vacaciones fácilmente.

Sólo falta que venga la lista de turno a meter el dedito en la herida.

También están las parejas que siempre imaginaron su boda en una finca y con el cóctel en el jardín, por lo eligen la primavera. Tampoco pasa nada.

Lo que quiero decir con esto es que hay mil ideas para organizar una boda, 365 días y 52 fines de semana como para que cada pareja elija el que prefiera.

3. EL TIEMPO, ¿TU MAYOR ENEMIGO O ALIADO?

Es cierto que casándote en invierno el clima es super incierto y dependerá un poco de la suerte. Pero tampoco me puedes discutir que puedes casarte en invierno con un dia de sol maravilloso y una temperatura razonable o en agosto con tormenta y un bochorno horrible.

[pullquote width=»300″ float=»left»]Todas las estaciones tienen sus encanto (y desencanto)[/pullquote]

Tú estás convencida de casarte en invierno, aunque es normal que tus invitados se queden en shock al principio. Ponte en su lugar, lo más habitual son bodas de verano.

Convence a tus amigas recordándoles que podrán ponerse un vestido al más puro estilo reina de las nieves. Con telas como el terciopelo, colores burdeos, estolas de piel…

Boda de invierno 5
Jennifer Eileen/ Ruffled

Tendrán que entender que, lo importante es que vais a celebrar que os queréis con las personas que más os quieren. Y para eso cualquier época del año es buena.

Te lo repito, aunque te hagan dudar, eres tu quien se casa. Piensa que siempre habrá gente que pondrá pegas para todo. Como los que se quejan de que en las bodas de agosto te mueres de calor.

4. Pros de las bodas de invierno:

  • La decoración invernal. Detalles acogedores, abrigos de piel (o imitación de piel), el brilli-brilli y la estampa invernal.
  • Descuentos en el viaje de novios a destinos tropicales. Y encima evitas la temporada de huracanes.
  • La mayoría de los invitados estarán disponibles porque tienen vacaciones y vuelven a casa por navidad. Además seguro que no coincides con otra boda.
  • Los proveedores estarán a tu entera disposición, menos estresados y con precios especiales por qué es temporada baja de bodas.
  • Como hará frío el maquillaje te durará intacto durante más tiempo.
  • No serás tú quien tenga que competir por reservar en el restaurante que quieres, si no que ellos te recibirán con los brazos abiertos e incluso no te pedirán ni fianza, ni número mínimo de personas.

5. ¿Hay algo más romántico que una boda en navidad?

Si hay una cosa de la que se arrepienten muchas parejas es de no haberse casado en navidades. Total, si te vas a casar el 1 de diciembre, puedes casarte el 27 y que la boda sea una prolongación de las fiestas.

¿Recuerdas cuando de pequeña veías esas pelis navideñas que ponían en vacaciones en las que los niños viajaban a la casa de papá Noel?

Si eres una amante de las navidades ahí tienes mil y una ideas de decoración.

Alicia king photograpgy /Ruffled

Un mes antes toooodas las tiendas están llenas de artículos y detalles que podrás utilizar para tu día B.

Incluso le puedes comprar un jersey del grinch a esa persona que te sigue diciendo que estáis locos por casaros en navidad hasta el mismo día.

¿Tienes un presupuesto ajustado? Entonces espera a después de navidades. En enero ya nadie quiere comprar adornos y la mayoría de tiendas hacen descuentos en todos sus artículos navideños.

6. LAS BODAS DE INVIERNO SORPRENDEN Y EMOCIONAN

Sí, es cierto que a la gente más cercana le puede chocar de buenas a primeras que te cases en diciembre. No están acostumbrados, pero dales tiempo. Una vez que se hagan a la idea están más ilusionados que vosotros.

Recuerda el punto más importante; los que os casáis sois vosotros.

No quieres una boda que sea un show para tus invitados y os aleje de vuestra esencia con tal de agradar.

Toma las riendas de la organización de tu boda, elige las fechas que más os gusten, pon todo tu corazón en los detalles y haz que todas esas personas que decían que era una mala idea se arrepientan de haberlo hecho.

Y ahora dime ¿Qué es lo que más te hace dudar de una boda de invierno?